Trámite para solicitar préstamo bancario

Los préstamos bancarios consisten en un proceso de financiación. El banco ofrece diferentes tipos de créditos y servicios al público, para que estos puedan pagar, invertir y costear diferentes situaciones (con los ingresos que ya tienen) en las que las posibilidades de solventar y cubrir este gasto se vean poco posibles.

Existen varios tipos de préstamo, estos son:

Préstamos personales

Este tipo de préstamo puede usarse para una gran variedad de necesidades que pueda requerir el prestatario. Como la compra de electrodomésticos, financiación de estudios, vacaciones, amueblamiento del inmueble en el que reside, entre otros. La financiación de estudios universitarios es muy frecuente en los países situados en el continente europeo, mayormente en Reino Unido.

Estos trámites suelen ser de poco tiempo, en cuanto al tiempo estimado para la devolución del dinero, el rango puede estar entre los cinco y ocho años, mientras que el desembolso del dinero puede demorarse alrededor de las próximas 48 horas.

Para la gestión de este proceso, la entidad solicitará la siguiente documentación:

bancariosDocumento de identidad

-Últimas 3 nóminas

-Declaración de renta

-Una copia del contrato laboral

En caso de que el préstamo sea para la compra de cualquier tipo de bien, debe adjuntarse una cotización del producto que se piensa adquirir.

Para la aprobación o el rechazo de la solicitud, es el banco quien se pondrá en contacto con quien ha solicitado el crédito.

Préstamos hipotecarios

Esta modalidad de préstamo es requerida por personas que desean hacer una compra de vivienda que puede ser nueva usada. Así mismo, mejoras, reparaciones y remodelaciones que necesite el inmueble.

Los préstamos hipotecarios son de una cantidad mayor a los préstamos personales. Al tratarse de elevadas sumas de dinero, los plazos que se dan son de varios años, pues estos pueden ir hasta los 30 o más.

La cifra solicitada no puede superar el precio total de la casa. Además, los préstamos de este carácter, pueden financiar la deuda total hasta el 70 u 80%. Así mismo, crece la lista de requisitos y condiciones. Entre algunos requerimientos, están:

Documento de identificación actual y en buen estado

-Título de propiedad

-Copia de la escritura de la propiedad

-Un recibo del impuesto de bienes

Entre otros documentos que pida y exija la entidad bancaria prestamista, entre ellos: una documentación en la que se justifique la capacidad de reembolso del prestatario, nóminas, copia del contrato de trabajo, etc.

Para ambos tipos de préstamos, el banco expedirá la cifra de las cuotas que tendría que pagar el solicitante, es decir una cotización que en caso que decida formalizar el trámite.

Otros tipos de préstamo bancarios

Préstamos con aval: Se hace en presencia de una tercera persona a la que se le da el nombre de avalista. Esta persona tiene la carga de responder en el caso que los prestatarios incumplan el acuerdo y en esta medida, no efectúen los pagos pactados.

Pólizas de crédito: Es un crédito en el que la entidad facilita un crédito del que podemos disponer o no y además, no tendremos que pagar intereses en función de la cantidad de dinero concedida.

Te puede interesar: